miércoles, 1 de marzo de 2017

Sepultan los restos de hombre que murió tras ingerir sin parar una botella de tequila, familiares exigen justicia



LA ROMANA.- Entre manifestaciones de duelo fueron sepultados este miércoles los restos de Kelvin Rafael Mejía, de 23 años, quien falleció la madrugada del lunes tras ingerir una botella completa de tequila sin parar, durante un concurso en la discoteca Vacca Lourge, de aquí.

“Pero que esto sirva de espejo para cada uno de ustedes, jóvenes, que no todo el que te dice amigo es realmente tu amigo”, expresó Sandra Perozo, tía del extinto.


El joven, que residía en el sector de Vista Catalina, en el sur de la ciudad, fue enterrado en el Cementerio Municipal 2, luego del velatorio en una funeraria privada.


Familiares y amigos definieron a Kelvin como un muchacho tranquilo, dedicado al trabajo y que gozaba del aprecio de los demás.


“Eso estuvo a vista de todo el mundo, no fue nada oculto, las autoridades deben tomar cartas en el asunto”, dijo a Diario Libre Eddy Perozo, tío de la víctima.


De su lado, el Ministerio Público dispuso la clausura temporal del centro de diversión Vacca Lourge, el cual opera en la carretera que conduce hacia la ciudad de San Pedro de Macorís. La fiscal adjunta Andrea Familia ha iniciado un proceso de investigación.


En videos que circulan en las redes sociales se observa cuando el joven se toma la bebida, recibe el dinero ganado, que conforme a las investigaciones oficiales fue 40 mil pesos, y luego se desmaya.


El médico legista actuante certificó que Kelvin Rafael Mejía murió a causa de intoxicación alcohólica mientras recibía atenciones en la Clínica Coral, de La Romana. El fallecido era padre de un bebé de poco más o menos un mes de nacido.


El administrador del negocio, Ellis Magdiel Gómez, en un comunicado que publicó en Facebook desliga a la empresa del caso, alegando que el concurso de bebida fue organizado por unos clientes que estaban en una mesa.


@diariolibre

No hay comentarios:

Publicar un comentario