miércoles, 19 de abril de 2017

La Fox despide a su presentador estrella tras varias denuncias por acoso sexual



Este miércoles, mientras Bill O'Reilly estrechaba la mano al Papa en el Vaticano, en la Fox barruntaban si sus días en la cadena televisiva habían terminado tras el escándalo generado por las denuncias de acoso sexual de varias trabajadoras contra el presentador estrella. 

Al final, este miércoles decidió echarle. O'Reilly, una especie de institución dentro de la casa, ha sido amparado hasta ahora por la cadena conservadora, pero la fuga de anunciantes sufrida por el caso ha llevado al límite a la empresa, cuyo propio presidente dimitió en julio también por denuncias de acoso sexual.

Ambos casos han puesto en entredicho los patrones culturales de la cadena ante los casos de abuso contra las mujeres. Una investigación de The New York Times reveló recientemente que la Fox pagó cantidades millonarias durante años a diferentes empleadas para silenciar sus denuncia de acoso sexual. 

En concreto, la cadena llegó a entregar 13 millones a al menos cinco mujeres por el presunto comportamiento abusivo de O’Reilly con el fin de evitar juicios que malograran la reputación de su presentador estrella o el programa.

Además, aunque esta vez de forma pública, el pasado septiembre la Fox llegó a un acuerdo extrajudicial para indemnizar con 20 millones a Gretchen Carlson, la veterana presentadora que en 2016 les acusó de haberla despedido por rechazar las insinuaciones sexuales del presidente, Roger Ailes, que dimitió después. 

Desde entonces, la oficina del fiscal general de EE UU en Nueva York investiga los procedimientos de la Fox en estos casos.

O’Reilly se encuentra ahora de vacaciones en Italia y, en teoría, debía volver el lunes a antena con su programa The O’Reilly Factor, pero varios medios estadounidenses explicaron que la cadena se estaba planteado estos días si el famoso periodista volvería a ser rostro de la Fox.

El caso O’Reilly provocó una fuga de hasta 50 anunciantes del programa que incluye marcas como Mercedes, BMW o Hyundai. El presidente de EE UU, Donald Trump, le expresó su apoyo hace unos días. También lo hizo con Ailes, a quien dio trabajo tras la dimisión.

@elpais

No hay comentarios:

Publicar un comentario