miércoles, 9 de agosto de 2017

Desde el nuncio Wesolowski al encubrimiento en Boston: la lista de pederastía en la iglesia



República Dominicana tiene en Josef Wesolowski uno de los casos más visibles de pederastía en el mundo. Boston, en los años del cardenal Bernard Law, tiene, muy probablemente, uno de los casos más irritantes: el encubrimiento de más de 250 curas violadores.

Los dos escándalos estallaron en el nuevo milenio y representan ejemplos de la denuncia de 2014 de la Organización de Naciones Unidas, que se declaró altamente preocupada porque la Santa Sede no había reconocido el alcance de los crímenes cometidos.


“No ha tomado las medidas necesarias para atender los casos de violaciones contra niños y proteger a los menores, y ha adoptado políticas y prácticas que llevaron a la continuación del abuso y la impunidad de quienes lo perpetraron”, dice el informe del Comité sobre los Derechos de los Niños.



Informe del Comité sobre los Derechos de los Niños de la ONU.
Naciones Unidas consideró que el Vaticano adoptó políticas que permitieron a sacerdotes violar y acosar a miles de niños, y también llamó a la Santa Sede a abrir sus archivos de pedófilos y los obispos que ocultaron sus crímenes.


Los otros grandes casos de violaciones a menores lo representa Australia, con el escalofriante número de 1,880 curas involucrados, 4,440 niños abusados y un millar de instituciones católicas señaladas.

“En total, cerca del 7% de los sacerdotes del país han sido acusados de abusos”, señalan medios internacionales.

La Cadena Ser, una emisora radial de España, publicó en su portal un mapa de los abusos cometidos por sacerdotes: en Estados Unidos se han verificado más de 1,300 casos desde la década de 1950.

“Cerca de trescientos sacerdotes se han visto implicados. Los casos más sonados afectaron a la arquidiócesis de Boston, cuyo cardenal Bernard Law, tuvo que renunciar a su puesto por encubrir a 250 curas pederastas”, dice la publicación.

El trabajo señala a España con una decena de sacerdotes condenados por abusos sexuales a menores. 

“El arzobispo de Santa Fe, en Argentina, Edgardo Storni, fue condenado en 2009 por abusos sexuales, lo que provocó su renuncia. El arzobispo de Viena Hans Hermann Groër optó por el retiro, después de recibir varias denuncias de abusos sexuales por parte de antiguos alumnos suyos en el seminario y también de monjes de una abadía de Goettweig. El obispo de Brujas, en Bélgica, Roger Vangheluwe, dejó el puesto tras reconocer que había cometido abusos hacia dos de sus sobrinos de manera habitual”, va relatando la investigación.

La Iglesia católica ha desembolsado cerca de 4,000 millones de dólares en Estados Unidos por demandas de abusos sexuales a menores, según un informe publicado por el National Catholic Reporter (NCR), periódico dirigido a la comunidad católica de Estados Unidos, que incrementó en 1,000 millones de dólares la cantidad que se manejaba hasta hace unos años por los medios de comunicación.

Casos locales

Ayer se conoció la muerte de Fernelis Carrión Saviñón, un adolescente de 16 años que era violado por un sacerdote católico de nombre Elvin Taveras. Anoche, la iglesia católica dominicana le pidió perdón a los familiares y suspendió del clero al párroco.

“Acompañamos en su dolor a la familia Carrión Saviñón, a la cual le expresamos nuestra cercanía, les pedimos perdón y les aseguramos nuestras oraciones”, dice el comunicado difundido ayer.

“Imploramos del Señor la fuerza para seguir sirviendo al pueblo de Dios”, concluía el comunicado de la Arquidiócesis de Santo Domingo.

En República Dominicana también se han presentado los casos de pederastía de del polaco Wojciech Gil y Meregildo Díaz Díaz, condenado este último a 20 años de prisión.

Otro sonoro caso se registró en San Rafael del Yuma, La Altagracia, durante el año 2005: 13 menores recluidos en un hogar de cuidado fueron violados. Los curas Ramón Antonio Betances y Cirilo Antonio Núñez, fueron acusados junto a los feligreses Margarita Gardin viuda González, Alejandro del Rosario División y Rosa Elena Mota y luego dejados libres.

El sacerdote Domingo Espinal fue condenado a 15 años de prisión por violar sexualmente a un menor de catorce años. La decisión fue emitida fue en 2009 por el tercer tribunal colegiado de la Cámara Penal de Primera Instancia del Distrito Nacional.


@listin

No hay comentarios:

Publicar un comentario